• Lunes, 10 de Diciembre de 2018

SEGÚN LA OCU ELEGIR BIEN PUEDE SUPONER UN AHORRO DE HASTA 947€ AL AÑO

Puertollano y Jerez de la Frontera las ciudades más baratas para hacer la compra

El supermercado Dani de Granada vuelve a ser el más barato de España, para llenar la cesta de la compra. En un año en el que todas las cadenas de supermercados, han subido los precios por encima del IPC, según el estudio anual de supermercados presentado por la OCU.

Un año más el supermercado Dani de Granada repite como el más barato de España, empatando en esta ocasión con el Súper Carmela de Jerez de la Frontera; mientras que como el más caro vuelve a colocarse también el Sánchez Romero de Madrid, cuya cadena también encabeza el ranking de las más caras del país, con unos precios un 71% más caros de media que los de la cadena más barata.

Estos son algunos de los datos extraídos del estudio anual de supermercados correspondiente a 2018 que ha publicado la Organización de Consumidores y Usuarios, OCU, en el que ha analizado 173.305 precios en 1.176 supermercados, hipermercados y tiendas de descuento de 64 ciudades españolas e internet.

La OCU incluyó en esta cesta de la compra, 242 productos de alimentación y droguería, incluyendo alimentos frescos (por ejemplo, 1 kg de manzanas Golden); y productos envasados de alimentación y droguería de uso común, tanto de primeras marcas (de una marca y formato definido, como 1 litro de aceite Carbonell 0,4…), como básicos (en ese caso, optamos por la opción más barata que ofrezca el establecimiento, leche entera UHT).

El coste medio anual de esa cesta es de 4.986 euros, pero podremos ahorrar hasta 947 euros en la compra, dependiendo de la ciudad y el establecimiento elegido para realizarla.

Precios por cadenas

Así, por cadenas, la andaluza Dani es la más barata, seguida de cerca por Supeco (con pocas tiendas repartidas por regiones distantes) y Vidal (implantada en Levante). En cuanto a las establecidas en todo el territorio nacional, Alcampo y Mercadona son las que tienen precios más económicos, mientras que El Corte Inglés y Ulabox.com las de precios más elevados. Del mismo estudio se desprende también que, salvo Supersol, todas las principales cadenas han subido sus precios en el último año, algunas incluso notablemente por encima del IPC del periodo, que ha sido del 2%, como Carrefour Express (4%), Alcampo (3,2%) e Hipercor (3%). Así, Alcampo, aunque se mantiene como la cadena nacional más barata, ha moderado su ventaja, como ya hizo el año pasado. OCU apunta que, en general, hay cierta tendencia a la convergencia de precios entre cadenas, especialmente para la cesta de los productos más económicos o marca blanca.

Precios por productos

Por tipología, la de productos frescos, sobre todo en el pescado, es donde las subidas han sido más notables este año, especialmente en las cadenas nacionales. Según OCU, la mayoría de las más importantes han registrado incrementos del 3,5% o superiores. Como ejemplo, la merluza fresca ha incrementado su precio un 20%, los calabacines un 26%, las sardinas gordas un 19% y un 18% la sepia limpia o las manzanas golden.

Precios por ciudades

Por otro lado, con este análisis sabemos que los precios de la alimentación varían de unas ciudades a otras. Puertollano, seguida de Jerez de la Frontera y Ciudad Real, son las ciudades donde más barato resulta hacer la compra. Por el contrario, Getxo, Palma de Mallorca y Barcelona son las ciudades más caras según el estudio de OCU. Si se comparan las Comunidades Autónomas, repiten La Rioja y Galicia como las más baratas y Cataluña y Baleares como las más caras.

¿Cuánto podemos ahorrar?

Según los resultados del estudio de OCU, la diferencia por comprar en el supermercado más caro o el más barato de la ciudad puede suponer hasta 947€ al año. Pero además del tipo de establecimiento, el nivel de ahorro que se puede alcanzar depende también de la ciudad y de la oferta comercial que cada una tenga. Madrid es la ciudad donde esta oferta comercial cuenta con los dos extremos más alejados, siendo el máximo ahorro posible de 3.000 euros, igual que ocurre en la zona de Alcobendas y San Sebastián de los Reyes, próximas a la capital.

Según estas cifras, una familia que haga la compra en el establecimiento más caro de estas poblaciones durante un año podría abastecerse durante ocho meses extra por el mismo precio en la tienda más barata del municipio. La siguiente ciudad en la lista de los máximos ahorros posibles es Barcelona, aunque con bastante diferencia con respecto a Madrid: 1.547 euros. Por el contrario, hay ciudades donde el ahorro que se obtiene con la comparación de precios es muy pequeño. Así, Puertollano es la ciudad en la que menos se nota el esfuerzo por buscar el establecimiento más barato, aunque, pese a todo, el ahorro máximo posible es de 257 euros al año, seguida de Soria, donde es posible ahorrar 265 euros al año de media en función de si se elige el supermercado más barato o el más caro de la ciudad.