• Jueves, 18 de Octubre de 2018

LEWIS PUGHS, ACTIVISTA EN DEFENSA DE LOS OCÉANOS

Está nadando 560 kilómetros para llamar tu atención

Es embajador de la ONU para los Océanos y desde hace 30 años realiza desafíos de natación extremos para llamar la atención sobre los problemas ambientales de las aguas libres del planeta.

Lewis Pughs en un momento de la travesía.
Lewis Pughs en un momento de la travesía.

Mientras usted lee este artículo es muy posible que Lewis Pughs esté nadando en aguas del Canal de La Mancha. Y es muy posible que lleve varios días haciéndolo. Salió de Sennen Cove, en Corwall, al suroeste de Inglaterra, el 12 de julio, y su objetivo es recorrer nadando el Canal de La Mancha de oeste a este hasta llegar a Dover a finales de agosto de este año, 560 kilómetros y 50 días después. Lo de los 560 kilómetros es fijo, lo de los 50 días no. Depende de las aguas, de las corrientes, del tiempo y de cómo aguante el físico de Lewis, que este invierno cumple 49 años.

¿Y porqué semejante palizón? Porque este británico criado en Sudáfrica lleva haciendo desafíos de este tipo desde hace 30 años para llamar la atención sobre el estado de los océanos, y sobre la necesidad de cuidarlos y protegerlos. Pese a que las aguas del Canal pueden bajar de los 15 grados de temperatura, Lewis nada solo con gorro, gafas y bañador de competición, nada de neopreno o bañadores de cuerpo entero.

Mapa actualizado del recorrido de Lewis Pughs

Está acostumbrado a jugarse la vida. Entre sus momentos de más peligro están las ocasiones en que nadó en Polo Norte en 2007 donde la temperatura del agua estaba a 1,7 grados. Y también en 2010, cuando nadó en un lago glacial del Everest con el agua a 2 grados y a 5.500 metros de altura, con poco oxígeno, lo que le obligaba a nadar más despacio, y estuvo al borde de la hipotermia. "Les pido a los líderes mundiales que hagan todo lo que puedan para proteger nuestro medioambiente. Sin embargo, a veces la legislación que esto conlleva no es popular. Si les pido que sean valientes, también debo serlo yo. Nadando con un traje húmedo o un traje seco no enviaría el mensaje correcto. Así que nado de acuerdo con las Reglas de Natación del Canal, es decir, con solo un traje de baño Speedo", declara Lewis.

mayo_actual_long_swing_polo 1

La defensa del medio ambiente es lo que le mueve. "He visto enormes trozos de hielo deslizarse de los glaciares árticos. He nadado sobre el coral blanqueado, matado por el aumento de la temperatura del mar, y sobre los huesos de las ballenas cazados hasta el borde de la extinción. He visitado lagos en lo alto del Himalaya, donde antes solo había hielo. Y he visto contaminación plástica en las áreas más remotas donde ningún humano ha puesto un pie. He visto cambios drásticos en mi vida, cambios que se han producido debido a nuestras acciones".

Como Embajador de la ONU para los Océanos Lewis Pughs ha conseguido importantes logros. En 2016 jugó un papel fundamental en la creación de la reserva marina más grande del mundo en el Mar de Ross frente a la Antártida. Su trabajo consiste en encabezar la campaña de la ONU para crear más Áreas Marinas Protegidas en todo el mundo. Las AMPs son básicamente parques nacionales en los océanos. Menos del 2% de los océanos del mundo están protegidos.

Durante una travesía por el mar Rojo Lewis nadaba a través de un Área Marina Protegida, y experimentó el mar como debía ser: rico, colorido, y con vida en abundancia. Pero luego, a solo dos kilómetros, fuera del área protegida, no había coral y no había peces. Parecía un desierto bajo el agua. Allí tomo conciencia de la importancia y necesidad de crear Áreas Marinas Protegidas. La experiencia confirmó su opinión de que necesitamos urgentemente apartar grandes porciones de nuestros océanos para áreas marinas protegidas. "Veo la protección de nuestro medio ambiente como un problema de derechos humanos. El derecho humano a proteger nuestro medio ambiente en beneficio de nuestra generación y de las generaciones futuras es nuestro derecho humano más importante".

Para Lewis estamos ejecutando una masacre animal, por ejemplo, con los tiburones. "Un ecosistema con tiburones es un sistema sano. Se estima que cada año se pescan 100 millones de tiburones en los océanos del mundo. Tómese un minuto para reflexionar sobre esa cifra. Eso es más de un cuarto de millón de animales cada día. Si esta cantidad de humanos fuera asesinada en un año, se llamaría genocidio. Hay un nombre para lo que está sucediendo hoy en nuestros océanos: es el ecocidio", sentencia Lewis.

En sus charlas y conferencias repite este mensaje "muy pocas cosas son imposibles de lograr, si uno se lo propone. Esa es la clave, proponérselo realmente. Cuando tienes un propósito, todo se vuelve posible. Y, obviamente, no te rindas. Muchas batallas solo se ganan en el último minuto".

Aunque nota como va cambiando su cuerpo con la edad, piensa que es difícil que le traicione. "Eso no es posible. La mente siempre te defraudará primero. Una vez que la mente acepta que lo imposible es alcanzable, el cuerpo pronto lo sigue. Y viceversa. He estado nadando durante 30 años, y no creo que haya un baño en el que alguien no haya dicho antes: "no creo que sea posible", o "nunca lo lograrás". Si alguien te dice que no puedes lograr tu sueño, no pierdas el tiempo discutiendo. Solo aléjate y hazlo".

Y entiende los sueños como parte fundamental de su vida. "Yo siempre sueño. Una de las ironías que he encontrado es que es mucho más fácil lograr un gran sueño que uno pequeño. Los grandes sueños requieren gran pasión. Y cuando tienes pasión es más fácil inspirar a otros a venir y ayudarte".

Siga en este enlace la aventura de Lewis Pughs día a día.