• Jueves, 18 de Octubre de 2018

EN EL MUSEO DEL PRADO HASTA EL 5 DE AGOSTO

Rubens, el mejor pintor de bocetos

Es uno de los grandes, no sólo como pintor, sino también como bocetista. Una técnica que innovó incorporando la pintura al óleo para hacer estos dibujos, que serían `un anticipo´de sus grandes obras. Más de 500 llegó a realizar a lo largo de su carrera, 73 de los cuáles pueden verse en esta nueva muestra del Museo del Prado.

Imagen de las salas de la exposición “Rubens. Pintor de bocetos”. Foto © Museo Nacional del
Prado.
Imagen de las salas de la exposición “Rubens. Pintor de bocetos”. Foto © Museo Nacional del Prado.

Rubens (1577-1640) es considerado por los especialistas el pintor de bocetos más importante de la historia del arte europeo, técnica en la que se inició siguiendo los pasos de algunos artistas de Amberes e Italia, que utilizaban el dibujo para preparar sus obras y que innovó incorporando imágenes pintadas al óleo y en otros soportes más permanentes que el papel.

Para descubrir a este Rubens, pintor de bocetos, el Museo del Prado y el Museo Boijmans Van Beuningen han organizado una exposición que permitirá ver 73 de los 500 bocetos que el pintor realizó a lo largo de su carrera, procedentes de los museos del Louvre, el Hermitage, la National Gallery o el Metropolitan de Nueva York; y de las colecciones del Prado y el Boijmans, dos de las mayores que existen. Además, hasta completar un total de 93 obras que componen la muestra se podrán contemplar algunos dibujos, estampas y pinturas del propio Rubens que dan contexto a los bocetos. Tras su paso por el Prado, donde permanecerá hasta el 5 de agosto, Rubens. Pintor de bocetos llegará al Museo Boijmans Van Beuningen de Róterdam en septiembre.

Rubens, Peter Paul (1577-1640): The Capture of Samson, 160910. Oil sketch made in connection with the monumental Samson and Delilah painted for Nicolas Rockox, a leading citizen of Antwerp (National Gallery, London: ART374903). Oil on panel, 19 34 x 26 18 in. (50.4 x 66.4 cm). Robert A. Waller Memorial Fund, 1923.551. Chicago (IL) Art Institute of Chicago *** Permission for usage must be provided in writing from Scala."El prendimiento de Sansón", Rubens. Óleo sobre tabla, 50,4 x 66,4 cm h. 1609 - 1610 Chicago, Art Institute of Chicago, Robert A. Waller Memorial Fund.

Rubens, un innovador

La práctica de realizar bocetos al óleo como parte de la preparación de un cuadro se inició en Italia en el siglo XVI. Artistas como Polidoro da Caravaggio, Beccafumi, Federico Barrocci, Tintoretto o Veronés fueron los primeros que utilizaron bocetos pintados al óleo como herramientas para probar sus ideas a la hora de pintar un cuadro. Sin embargo, lo hicieron en muy contadas ocasiones porque utilizaban sobre todo el dibujo para preparar sus obras. Basándose en estos precedentes, la innovadora aportación de Rubens consistió en ampliar ese proceso preparatorio incluyendo imágenes pintadas al óleo y en soportes más duraderos que el papel.

Mientras que los dibujos eran normalmente monocromos, los bocetos pintados de Rubens contenían casi siempre color, que generaba en sus figuras la ilusión de la piel y el músculo. En ellos se pueden ver ya algunas de las cualidades esenciales en toda su obra: su pincelada vigorosa y a la vez ligera, y la sensación de energía comprimida que transmiten seriedad en su propósito y gusto por la vida.

Algunos de estos bocetos, le servían a Rubens para elaborar sus ideas sobre la nueva composición, y muchos los pintó para enseñárselos a sus clientes y/o como guía para sus colaboradores. Según su finalidad, pueden ser obras muy abocetadas o muy acabadas, y también pequeñas o relativamente grandes.

Wallraf-Richtartz-Museum&Fondation Corboud, WRM, Rubens, Peter Paul, Der wunderbare Fischzug, um 1610, Inv.Nr. Dep. 0317"La pesca milagrosa", Rubens. Óleo sobre tabla, 39,7 x 48,2 cm h. 1610 Colonia, Wallraf-Richartz Museum & Fondation Corboud.

Por primera vez 

La muestra permitirá ver por primera vez al público una copia manuscrita de un cuaderno perdido de Rubens que incluía textos y dibujos, conocido como Manuscrito Bordes. Se trata del más importante de las cuatro copias conservadas, ya que además de ser una copia directa del original conserva dos dibujos originales del maestro, uno de los cuales es el estudio del colosal Hércules Farnesio. Este cuaderno ingresó en el Museo del Prado en 2015 gracias a la generosa donación del escultor, arquitecto, profesor e historiador del arte Juan Bordes.

Además reúne cinco pequeños bocetos para las Pinturas del techo de la iglesia de los jesuitas de Amberes, procedentes de los museos Ashmolean en Oxford, Boijmans en Róterdam, la galería Národni en Praga y la Gemäldegalerie de Viena; la Serie de Aquiles, que se completa en la Galería Central del edificio Villanueva donde se expondrá un boceto propiedad del Fitzwilliam Museum de Cambridge junto a la pintura Aquiles descubierto por Ulises y Diomedes de Rubens y taller, del Prado; y la Serie de la Eucaristía conservada por el Prado y a la que se une un boceto procedente del Art Institute de Chicago.

Los seis bocetos del Prado que pintó Rubens para esta serie fueron sometidos a un importante proceso de restauración que se presentó en 2014 en la exposición Rubens. El triunfo de la Eucaristía, proyecto enmarcado en el Programa de Restauraciones del Museo.

Paralelamente a la exposición, el museo ha organizado numerosas actividades complementarias, como un ciclo de conferencias e itinerarios didácticos que se celebrarán los miércoles, de mayo a junio.